Preparación de la Tierra

Aprenderán los mejores métodos para preparar la tierra para el cultivo.

Objetivo

Disminuir el costo de preparación de la tierra e incrementar la producción de cultivo por medio del manejo de la tierra.

Preparación para la lección

  1. Preparar muestras de suelos: a) muestra de suelo con terrones grandes, b) suelo pulverizado.

  2. Suelo compacto.

  3. Movimiento del agua a través del suelo y de la erosión.

  4. Armar una cámara de erosión.

  5. Ayudas didácticas: Cartel con las secciones de cultivo de la unidad de producción e incluir canal de irrigación y el drenaje.

Conceptos a Enseñarse

  1. Propósito de las prácticas de manejo de la tierra.

  2. ¿Cómo debe prepararse la tierra?

  3. El mejor tiempo para la preparación de la cama de siembra.

Introducción

No se puede reparar de la noche a la mañana un suelo que se ha cultivado por miles de años o el suelo que ha sido lavado por el agua o por el viento (figura #1). La verdad es que le toma a la naturaleza más de 100 años formar un ¼ de pulgada de una capa de suelo nuevo.

Por lo tanto no importa si el agricultor hace uso de buenas prácticas de agricultura, no va a incrementar la capa superficial del suelo. Sin embargo, utilizando prácticas de agricultura que incentivan la pérdida de agua por medio del agua o del viento, una persona puede reducir varias pulgadas de la capa superficial del suelo. Con buen manejo, el agricultor producirá cultivos para alimentar a su familia y al mismo tiempo, conservar y mejorar el suelo así como el medio ambiente. Con esto estará contribuyendo con una herencia inapreciable a sus hijos y a los hijos de sus hijos (figura #2). La labranza (preparación de la tierra) es una de las más importantes prácticas de manejo usadas en la agricultura.

Concepto 1

Propósito de la preparación de la tierra.

Diálogo en Grupo: ¿Por qué se necesita preparar y preservar la tierra?

Cuando se prepara la tierra para la producción de cultivo sirve en diferente maneras:

  1. La creación de una cama de siembra, en donde las semillas plantadas están en contacto con la humedad de la tierra para que germinen y estén listas (figuras #3-4).

  2. Control de maleza, se necesita eliminar la maleza porque generalmente compiten con los cultivos en lo que respecta a humedad, nutrientes y luz. Además la maleza segrega químicosde las raíces; los que inhiben la germinación de las semillas.

  3. Cuando se aran los residuos de los cultivos y se incorporan materiales fertilizantes al suelo, todo ésto ayuda a producir materia orgánica y nutrientes para el cultivo (figura #5).

  4. También cuando se ara se rompe la corteza y las capas duras, mejorando así la ventilación y la penetración del agua.

  5. Preparar el suelo para el control de erosión e irrigación. Una precaución para no dañar la estructura del suelo debido al uso excesivo, un método moderno para preservación del suelo es sembrar sólo lo necesario para producir una buen cultivo.

    La forma y cantidad de labranza se determina de acuerdo al cultivo, suelo y condiciones del campo. No hay una guía establecida que se ajuste a todas las situaciones. El cultivo debe hacerse en una forma que asegure la protección adecuada de las fuentes del suelo y del agua. Una buena superficie del suelo previene la formación de la corteza y permitirá la penetración de la precipitación.

Figura #1
Figura #2

 

 

 

 

 

 

 

Figura #3
Figura #4
Figura #5

 

 

Otras prácticas de manejo como curva de nivel, sembrado de una franja dejando otra vacía, poner un sembrío en medio de otro, reducir la labranza, andenes, y dejando algunos residuos ayudan a eliminar y a disminuir la pérdida de suelo por causa de la erosión del agua y del viento (figura #6). Cuando se usan buenas prácticas de control de erosión, no sólo se preserva el suelo, sino que también muchos de los nutrientes necesarios para el desarrollo de las plantas. Si se agrega a esto un programa de buenos fertilizantes favorecerá grandemente el crecimiento del cultivo. Los cultivos a su vez contribuirán en la mejora del suelo protegiéndolo del impacto de la lluvia, manteniendo el suelo en su lugar, con la ayuda del sistema de raíces, y proporcionando nutrientes de materia orgánica de la descomposición de los residuos de las plantas (para más ideas sobre fertilizantes, lea la lección 1.5)

Concepto 2

Métodos de preparación de la tierra

Equipo: Tractor y los aperos de labranza, tracción animal y operación manual.

Para escoger la práctica correcta de labranza, existen otras cosas que se necesitan tomar en cuenta, además del control de maleza (figuras #7-9). Seguramente los agricultores ya saben que el arado es el método más efectivo para el control de maleza. Antes de plantar, si se ara, se pueden cortar completamente los brotes de maleza y exponer las raíces a la luz del día para que se sequen y mueran. También el arado deja la tierra áspera y porosa lo que incrementa la cantidad de agua que entra al suelo y ayuda a controlar la erosión. La erosión del suelo se reduce si los surcos se aran en el sentido opuesto donde corre el agua. Se necesita un buen contacto entre la semilla y el suelo para que la semilla absorba suficiente agua y germine.

Un suelo bien labrado se puede describir como uno que tiene buena ventilación, absorbe bien el agua, drena bien, trabaja bien, y está suelto. Esta es una de las funciones para que la cama de siembra absorba suficiente agua, se hinche y germine (figura #10). La labranza para preparar una buena cama de siembra después que la tierra ha sido arada, se logra con discos, gradas, o cultivador de campos. Cual es la mejor profundidad para arar es un tema muy discutido. Aún cuando algunas investigaciones han demostrado que 8 pulgadas (20 centímetros) es una buena profundidad, el arado más profundo ha producido generalmente más rendimiento. Los arados de discos deben usarse en suelos que se han dejado con superficies ásperas, como preparación para una buena cama de siembra. No hay una buena razón para que el arado de disco no reemplace la labranza de suelos que tiene pocos o buenos residuos de cultivos. Si se labra una vez al año la preparación de la cama de siembra estará casi completa. A este punto casi todos los residuos y desperdicios se han incorporado al suelo. El arado excesivo del suelo con discos puede ser desastroso ya que deja la superficie fina y suelta. El suelo que ha sido arado demasiado pierde humedad y la capa media del suelo puede que termine tan dura como antes, ya que se compacta con la maquinaria. Se tiene que considerar que los discos no funcionan bien en campos con piedras grandes, ya que se pueden malograr.

Figura #6

 

 

 

 

 

Figura #7
Figura #8
Figura #9
Figura #10
Figura #11

 

Falta de Equipo Si bien es cierto que la labranza de cualquier tipo es necesaria, hay algunos pequeños agricultores que por tener tierra empinada, y/o no tener acceso a la maquinaria o equipo, plantan sin antes labrar la tierra. En este caso el agricultor limpia la tierra con machete (quizá labranza manual) y cultiva usando un palo de plantar (figura #11).

Diálogo de grupo: ¿Cómo debe prepararse la tierra?

Concepto 3

La mejor época para preparar la cama de siembra

El suplemento marginal de humedad es importante en el tiempo de labranza porque el suelo debe estar seco lo necesario para la labranza sin causar que se compacte en forma excesiva o que cree terrones en un suelo de fina textura (figuras #12-15). Tan pronto como se cosecha se puede labrar la tierra y prepararla para la próxima temporada de cultivo. En las áreas en donde se siembra más de una vez al año, el terreno se puede preparar una vez al año, y se pueden usar los mismos surcos para los siguientes cultivos. El tiempo para trabajar la tierra será antes de la fecha de cultivo asegurándose que la tierra no está muy seca o muy húmeda. En cualquier condición, una cama de siembra suave y finamente pulverizada no se debería preparar hasta antes de que se vaya a sembrar el cultivo.

Diálogo de Grupo: ¿Cuándo se debe empezar a preparar la unidad de producción?

Actividad: Los participantes decidirán si su unidad de producción se ajusta a los requisitos ya discutidos. ¿Qué se puede hacer para preparar mejor la tierra?

Encabezado

Figura #12
Figura #13
Figura #14
Figura #15
Contáctenos   Cerrar Esta Ventana
© Copyright 1996-2004 Benson Institute, All rights reserved
 

 

Record visit